Desde que decidí cual iba a ser mi vestido, que fue de lo primero que elegí en cuanto a preparativos se refiere, nunca dudé a pesar tener mucho tiempo por delante. No conocía la firma y fue de casualidad pero hoy puedo decir que no tiene nada que envidiar a otras y que seguro alcanzarán el enorme reconocimiento que se merecen, por su estilo, por su profesionalidad, por su calidad, por su cariño y su trato. Siempre os estaré enormemente agradecida.